¿Cómo se lijan los metales?

En la actualidad, nos encontramos con una amplia oferta de materiales abrasivos para lijar metal. Claro que, antes de lanzarse a la piscina, es importante disponer de una serie de conocimientos para hacer el trabajo de forma segura y con resultados óptimos.

En primer lugar, es fundamental conocer las propiedades del material que se va a lijar. Aspectos como la dureza, la tenacidad, si le afectan las temperaturas altas, son de extrema importancia a la hora de elegir la herramienta adecuada y sus accesorios.

También es necesario elegir el soporte de la banda idóneo según la operación de lijado a hacer. Lo mismo en cuanto al mineral abrasivo, que que se debe elegir en base al tipo de metal (y sus propiedades).

Lo siguiente, pasa por hacer un escalado de granos considerando el estado inicial que tiene la pieza y el acabado que deseamos obtener, con el objetivo de comprobar que todo está en perfectas condiciones antes de ponerse a trabajar.

Llegados a este punto, ya se puede proceder a la operación de lijado como tal; adaptando la velocidad y la presión de trabajo para que el resultado sea óptimo.

Tanto si es un usuario aprendiz como profesional, no deben pasar a un segundo plano las medidas de seguridad. Se aconseja utilizar mascarilla, gafas de seguridad, guantes y delantal. De esta forma se evitan posibles quemaduras o cortes. 

Todas las soluciones al alcance de los profesionales

La Gama completa para poder realizar cualquier proyecto

Hidrolimpiadoras, Generadores Inverter y Herramientas para Jardín

Soluciones de corte personalizadas

Innovación y Tecnología con equipos de tamaño reducido al 100%

Todas las soluciones profesionales, para los trabajos más exigentes

Una herramienta para cada uso

Encuentra tu producto Stayer

Buscador de productos

Puedes buscar por nombre, referencia, características…